Compartir

Fue encontrado tumbado en la cama junto a una bolsa de plástico con las joyas que pensaba sustraer

Imagen ofrecida por el departamento de policía de Sarasota, Florida (EE.UU.)
Imagen ofrecida por el departamento de policía de Sarasota, Florida (EE.UU.)

La policía de la localidad de Sarasota, en Florida, recibió esta semana una llamada como tantas otras. Según la chica de la limpieza del vecindario, un ladrón había entrado en la casa. Pero cuando llegaron al lugar de los hechos, tuvieron ante sí una curiosa escena. El ladrón estaba profundamente dormido.

Al parecer, el sujeto se había sentido exhausto mientras cometía el robo en la casa, por lo que decidió tomar una siesta antes de irse del lugar del delito. Entonces llegó la chica de la limpieza, que lo encontró tumbado en la cama y llamó a la policía. Cuando los agentes llegaron, el ladrón continuaba dormido junto a una bolsa de plástico con las joyas que pensaba sustraer de la casa.

El ladrón, de 29 años, permanece bajo custodia y le fue impuesta una fianza de 10.000 dólares, según los registros de la prisión.

Abc.es

 

Anuncios

No hay comentarios

Deja un comentario