Compartir
Agentes de la Policía vigilan la salida de un colegio en Ciudad Lineal
Agentes de la Policía vigilan la salida de un colegio en Ciudad Lineal

El Grupo Especial de Operaciones (GEO) de la Policía Nacional ha conseguido detener esta mañana al pederasta de Ciudad Lineal después de un año tras su pista. El «enemigo público número uno de Madrid», como lo definió Cifuentes, había conseguido hasta ahora dar esquinazo a las fuerzas de seguridad gracias a su meticulosidad a la hora de cometer los delitosActuaba de forma rápida y discreta, no dejaba huellas ni ADN y sorteaba las cámaras de vigilancia para evitar ser filmado.

La Policía Nacional ha logrado darle caza a través de llamadas de teléfono que realizó. Una de ellas la hizo mientras estaba con una de las niñas a las que secuestró y de las que abusó. Los investigadores cribaron las llamadas de teléfono de la zona de Ciudad Linealde Madrid y alrededores en la que el presunto pederasta cometió los tres hechos que se le imputan. Al parecer, también habría sido fundamental otra pista: un cajero de un Bankia en la capital, situado en la Avenida Machu Pichu, cuyas cámaras habrían captado la matrícula del vehículo del arestado.

Según ha podido saber este periódico, el piso franco estaría en una cuarta o quinta planta a pocos minutos de donde el pederasta captaba a las niñas. De acuerdo con los testimonios de las niñas, el piso tenía una puerta blanca y una valla verde.

Tras reunir todas las pruebas, los agentes se desplazaron ayer martes hasta Santander, donde el presunto pederasta vivía. A las siete de la mañana, la Policía ha entrado en su vivienda y ha podido ser finalmente arrestado.

Abc.es

No hay comentarios

Deja un comentario